Terrier Alemán, un perro de trabajo

El Terrier Alemán o Jagdterrier es una raza de perro de trabajo alemana, utilizada para casi todas las modalidades de caza, incluida en el agua.

El Terrier Alemán o Jagdterrier es una de las tantas razas de Terrier. Este perro de trabajo proviene de Alemania y es empleado para la modalidad de caza a campo abierto y de madriguera.

Es todo un experto en la excavación de madrigueras. La raza fue creada en el período entre las dos grandes guerras, con fines bien claros, para rescatar el mito sobre la recuperación de las razas alemanas extintas y para evitar la inmigración de razas de caza de otros países.

Para lograr esta raza, se cruzaron ejemplares de Fox Terrier puros con Terrier Inglés de Pelo Duro y Terrier Galés. El resultado fue un perro con habilidades múltiples, bueno para la cacería sonora, buen excavador y también amigo del agua, además de todo esto, muy fácil de adiestrar.

El Terrier Alemán es un perro valiente, inteligente, enérgico y con gran firmeza. Un trabajador bien dispuesto, constante, vivaz, confiable, dócil y amable. De apariencia compacta, este pequeño perro negro y fuego posee unas proporciones armoniosas.

Si bien son empleados para la cacería del zorro, el mapache o el tejón, también pueden hacer un buen papel en la caza del jabalí, o rastrear pistas de sangre de los ciervos heridos, o ahuyentar a los conejos de los matorrales.

Características del Terrier Alemán

Este pequeño pero fuerte Terrier tiene una espalda recta, un pecho profundo, con vientre levemente retraído. Su altura a la cruz oscila entre (33-40 cm) para machos y hembras. Aunque las hembras son menos pesadas que los machos, con pesos de (7,5-8,5 kg) y (9-10 kg), respectivamente.

Su cabeza es alargada con forma de cuña, rematada por un hocico más corto que el cráneo, con mandíbulas potentes. La trufa suele ser negra, aunque en los perros castaños, puede adoptar dicha coloración.

Posee ojos castaños oscuros, ovalados. Las orejas tienen forma de V y las lleva semi-erectas, son de tamaño medio.

La cola tiene forma de sable y está insertada alta, pero la lleva horizontal y no debe ir sobre la espalda. La FCI (Federación Cinológica Internacional), incluye en el estándar la amputación de la cola a un tercio de su longitud. Pero personalmente, estoy en contra de toda mutilación con fines estéticos en cualquier animal.

El pelaje es denso y duro, puede ser recto o liso y áspero. La coloración es generalmente negro, negro grisáceo o pardo oscuro. Además de las marcas bien delineadas amarillo-rojizas, sobre el pecho, el hocico, las patas, los ojos y alrededor del ano.

El Terrier es un perro vital, valiente y determinado, muy inteligente y adaptable, es fundamentalmente un perro de caza. No es un perro cariñoso, debido a su carácter no es demasiado sociable con los humanos y con los extraños se muestra reservado, aunque no agresivo. Pero es muy agresivo con los animales en general, aunque si se lo sociabiliza adecuadamente puede convivir con otros perros.

Tiene un instinto cazador natural y es muy fácil adiestrarlo. También es bueno siguiendo rastros y en el cobro de presas. Pero no cualquier entrenamiento funciona con estos pequeños, debe ser “en positivo”.

Como mascota puede representar un gran dolor de cabeza si no se cuentan con los requisitos necesarios. Es un perro de carácter fuerte, enérgico e impulsivo, cazador por naturaleza. Si se queda solo en casa, puede hacer grandes estragos cuando está aburrido. En el jardín será común encontrarlo cavando galerías, además de su agresividad con otras mascotas. Es un perro para conocedores que sepan darle un buen entrenamiento, salvado este requisito, tendremos a un compañero excelente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *